El DIY del post de hoy es gracias a Cheerz. Si no lo conocéis ya, es una marca de impresión de fotos muy divertida.

Lo mejor de Cheerz es que hace muy fácil el proceso de imprimir tus fotos favoritas. Me da muchísima pena tener montones de fotos en el móvil y en el ordenador que jamás verán la luz por mi vagancia. Pues créeme, con Cheerz no puede ser más fácil imprimir fotos! Se acabaron las fotos abandonadas…

Descárgate su aplicación gratuita para el móvil y como dicen ellos, en el bus, en la bañera… podrás seleccionar las fotos en cualquier parte!

Me mandaron el otro día una Cheerz Box llena de fotos, y voy a hacer dos DIYs con ellas. Como os decía, el proceso de hacer el pedido no puede ser más sencillo, y la calidad del papel fotográfico y de la impresión es muy buena. Además, si subes una foto que no va a tener suficiente calidad para el tamaño de la impresión que has elegido, te lo avisan para que descartes esa foto.

Aquí va el DIY #1 en colaboración con Cheerz.

Materiales

  • Lienzo blanco (el que yo usé es de Tiger)
  • Goma elástica negra (la puedes comprar en cualquier mercería)
  • Tijeras
  • Fotos tipo polaroid

Paso a paso

Se trata de hacer una cuadrícula de gomas en el lienzo. Para empezar, mide la longitud de goma que necesitas para dar una vuelta completa al lienzo, tanto en horizontal como en vertical, y añade un poco más antes de cortar (para poder atar un nudo después).

Corta tantos trozos como líneas quieras que tenga tu cuadrícula. Haz esto para el lado horizontal y el vertical.

Simplemente ata las gomas para crear una cuadrícula como esta. La separación entre gomas dependerá de lo densa que quieras tu cuadrícula, a mí me gusta con este estilo un poco minimalista, así que las puse bastante separadas.

Así es como queda la parte de atrás. Como no se ve, la puedes dejar así, pero si eres muy perfeccionista, puedes cortar un trozo de tela blanca con la misma medida que el lienzo y pegarla por detrás para tapar los nudos.

Consejos

Hay dos trucos para que las fotos se sostengan bien:

–          Entrelazar las gomas de manera que pasen una vez por encima, otra por debajo. Esto crea una cuadrícula que “atrapa” las fotos cuando las colocas en su sitio.

–          Atar las gomas muy, muy (MUY!) tensas. Pide ayuda a alguien para atarlas. Así, mientras tu ayudante sujeta el nudo, tu lo ajustas al máximo sin que se afloje.

Ahora ya tenemos el marco, solo nos faltan las fotos. A la hora de elegir qué fotos imprimir para este proyecto, te recomiendo que elijas una temática o gama de colores para que sea más coherente. Os lo explico con un par de ejemplos.

En este primer caso he colocado fotos en tonos fríos, grises, etc.

Sin embargo, en esta otra composición, predominan los azules y los tonos pastel.

Si te animas a hacerlo, compártelo con nosotros en Instagram usando el hashtag #diyblancometro. Este DIY también podría quedar muy chulo con las tiras de fotomatón que hacen en Cheerz (link aquí).

Además, Cheerz me ha dado un código de descuento para vosotros.

Al introducir el código BLANCOMETRO al hacer tu primer pedido en Cheerz recibirás un 20% de descuento!

Una vez haces tu primer pedido en Cheerz, te dan 5€ de crédito por cada amigo que invites!

Espero que os haya gustado. Hasta pronto!

1 Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioPublicar comentario